Instruir deleitando. Ese es el concepto

27 de junio de 2017

Dalí: un cadáver exquisito

Me parto de la risa. Que van a exhumar el cadáver de Dalí para investigar una demanda de paternidad. Todo un acontecimiento surrealista, como cuenta Ian Gibson, dado que Dalí era  un reprimido sexual de antología. Lo que encontrarán cuando abran el féretro será justamente un cadáver exquisito, literal y metafóricamente. 

Metafóricamente, el cadáver exquisito es una técnica usada por los surrealistas en los años veinte, basada en un juego de mesa en el que los jugadores escribían por turno en una hoja de papel, la doblaban para cubrir parte de la escritura, y después se la pasaban al siguiente jugador para otra colaboración. Esta técnica la aplicaron tanto a la escritura como a las artes plásticas. He aquí un ejemplo, hecho al alimón (como también lo llamaba Neruda) entre Dalí, André Breton, Gala (la pareja de Dalí) y Valentine Hugo:

Desde luego, en creatividad no hay un época como el apasionante período de entreguerras, pero justo este ejemplo a mí no me dice nada. Yo he encontrado en Yorokobu un cadáver exquisito algo especial:

Este montaje se basa en la suposición por comparación de que tanto Einstein como Dalí eran genios, aunque, la verdad, nunca he podido apreciar la autoproclamada genialidad del ampurdanés. Pero, claro, a ver quién dice ahora que Dalí no es un genio. Si acaso debo reconocer su maestría para vender sus cuadros, vender su propia imagen (¡esos bigotes!) y forrarse a dinero. Por eso, cuando los surrealistas se hartaron de Dalí, lo renombraron, usando las mismas letras de su propio nombre, Avida Dollars: "sediento de dinero".

Pero aún hay más cadáveres pululando en torno a Dalí. El no va más, en 1956:

Queda claro que se trata de cadáveres, pero no exquisitos, sino más bien podridos en cuerpo y alma, literal y metafóricamente. Pero todavía tengo una duda, ¿tendrá la momia de Dalí los mismos bigotes que usó en vida? Aquí hay alguna prueba, pasen y vean el espectáculo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario